Menor paro, menos Estado de Bienestar

El efecto que está teniendo el envejecimiento demográfico sobre la financiación del Estado de Bienestar en España es perjudicial.

Un país donde el 18% de la población está formada por mayores de 65 años, dificulta la evolución favorable del sistema económico y social actual. En 2031, el 25% de la población serán personas mayores jubiladas, lo cual significa que uno de cada cuatro dependerá de las rentas de los activos, que a su vez mermarán notablemente en los próximos años.

Un Estado de Bienestar que desaparece

Incoherente pero cierto. Cada vez, un número menor de trabajadores deberá financiar las prestaciones dinerarias y sanitarias de un mayor número de gente jubilada.

El Gobierno actualizó hace unas semanas el programa de estabilidad y crecimiento en el que la variable más tóxica de la crisis, el paro, pasaría prácticamente a mejor vida. Según las estimaciones enviadas a Bruselas, la tasa de paro descenderá hasta el 11,9% al final de esta legislatura si los políticos tuvieran a bien agotar los cuatro años que otorga la ley.

asesoramiento juridico y empresarial

Adiós al desempleo, adiós al Estado de Bienestar

Las estimaciones recientes de la evolución de la población activa, teniendo en cuenta la escasa natalidad del pasado reciente y los movimientos migratorios de saldo positivo, revelan que los activos descenderán en los próximos años de forma muy intensa, y que si el empleo mantiene su pujanza, o incluso aunque lo haga a medio gas, el desempleo descenderá a plomo y la tasa de paro, también. Pero este hecho a su vez supondrá un problema para financiar las prestaciones de los pasivos.

Si ahora el porcentaje de población activa de más de 16 años es del 59,5%, en 2021, dentro de solo cuatro años, será del 57,95%, y seguirá deteriorándose hasta descender al 53,8% en 2029.

En el lustro venidero la población absoluta de 16 y más años en edad y actitud de trabajo pasará desde los 22,90 millones a 22,38 millones: nada menos que 526.863 activos menos. Pero si proyectamos las cifras hasta 2026, un decenio en el que se jubilarán ya cohortes nacidas en el baby boom de los sesenta, los activos descenderán hasta los 21,66 millones, nada menos que 1,24 millones de activos menos que ahora.

En Asecon nos preocupamos por el futuro de las empresas y te asesoramos para buscar los planes de futuro más viables. ¡Contáctanos!

Fuente: Cinco Días.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *